Inicio Nacionales Vive en EEUU un físico que figuraba como desaparecido

Vive en EEUU un físico que figuraba como desaparecido

por juanmanuel

Figuraba como desaparecido desde la última dictadura militar en placas y homenajes. Pero hace unos meses el físico nuclear Antonio Manuel Gentile llamó personalmente al Instituto Balseiro, de donde había egresado, para avisar a las autoridades que estaba vivo y que residía en Estados Unidos junto a su familia.

El caso tomó por sorpresa al Gobierno, en particular a la Secretaría de Derechos Humanos y Pluralismo Cultural, que conduce Claudio Avruj. Sin contar con detalles sobre el insólito caso, el organismo pidió los informes al instituto y a la secretaría de Derechos Humanos de Río Negro y, según señalaron a LA NACION, en los próximos días esperan contar con los datos suficientes para poder analizar cuáles son los pasos a seguir, teniendo en cuenta que ya había un pedido en curso para agregar el nombre de Gentile a la lista de la Comisión Nacional sobre Desaparición de Personas (Conadep).

El físico, cuyo caso fue revelado ayer por Clarín, tiene hoy 85 años y desde 1977 no se sabía nada de él. El último registro que se tenía fue antes de un viaje de Nueva York a la Argentina, que realizaba por pedido de sus padres, con el objetivo de buscar a su hermana María Estela, que había sido secuestrada.

Nunca más se supo de su paradero. Por eso, tiempo después el Instituto Balseiro incorporó el nombre de Gentile a la lista de otros tres científicos -Susana Flora Grinberg, Eduardo Alfredo Pasquini y Manuel Mario Tarchitzky- que habían desaparecido.

Después de la comunicación con el director del Instituto, Carlos Balseiro, en la que, según trascendió, Gentile solo atinó a informar que estaba vivo y bien, la entidad difundió un comunicado interno, pero no informó a las autoridades nacionales del hallazgo.

«Dada la información recientemente recabada sobre el Dr. Antonio M. Gentile, exalumno de la segunda promoción del Instituto, la dirección se complace en comunicar que Antonio se encuentra bien, tiene 85 años y vive en el exterior con su familia. Esta dirección ha podido comunicarse con él, permitiendo, así, confirmar esta muy buena noticia tanto para sus compañeros de promoción como para toda la comunidad del Instituto Balseiro, que durante tantos años lo ha recordado preocupada por su ausencia», dice el escrito, que lleva la firma del director.

 

Tambien le puede interesar