Inicio Destacadas Scaglia: “Hay que ver con qué protocolo, pero la presencialidad tiene que volver”

Scaglia: “Hay que ver con qué protocolo, pero la presencialidad tiene que volver”

por Ayelen
La diputada nacional Gisela Scaglia (PRO-Juntos por el Cambio) reclamó, una vez más, el retorno a las clases presenciales en Santa Fe y en el país. También se refirió a las elecciones legislativas de este 2021.

 

 

La diputada nacional visitó la ciudad de Esperanza, se reunió con padres autoconvocados por la educación, con el presidente de la Sociedad Rural Las Colonias y con parte de la comunidad educativa de la Escuela Gregoria Matorras que aún esperan se concreten las obras de ampliación edilicia.

 

 

En diálogo con la CSC Radio, Scaglia definió como “el tema que más preocupa a todos los argentinos y más que nada a los santafesinos” a la cuestión del regreso a clases y aseguró que “mamá y papás están preocupados por lo que va a pasar con el año lectivo y con la presencialidad”.

 

 

En tal sentido, opinó que “hay algo que muchas veces no han visto los que tienen la responsabilidad de administrar este tema de la escuela y la presencialidad que es lo que empieza a pasar con los chicos”.

 

 

“Cuando uno mira un año sin clases presenciales se encuentra que, en muchos casos, hay chicos que pudieron hacer sus clases por Zoom –probablemente porque sus papás pudieron estar y acompañar- y tener un seguimiento, y hasta hay padres que pusieron una maestra particular, pero también hay un montón de chicos que abandonaron completamente la escuela o que no pueden rendir una prueba, y también hay chicos que cambiaron su conducta y su manera de relacionarse, porque la presencialidad también implica la posibilidad de encontrarse y compartir y para eso no hay retorno”, analizó la legisladora.

 

 

Ante ello, consideró que “este año todos los gobernadores tienen la responsabilidad de darle a los chicos la vuelta a presencialidad; habrá que ver de qué manera y con qué protocolo pero la presencialidad tiene que volver”. “Lo que provocó el año que pasó es una desigualdad muy grande con nuestros chicos y es lo que todos los adultos tenemos la responsabilidad de pedir, el desafío es garantizarle a los chicos la vuelta a la presencialidad”, explicitó.

 

 

Consideró en este sentido que “la educación no es prioridad para el gobierno de la provincia porque podrían haber arreglado las escuelas durante el año que estuvieron cerradas y haber mandado equipamiento y aprovechado esa oportunidad de que la escuela no tenía alumnos para hacer las obras que había que hacer”.

 

 

“Ni la Nación ni la provincia encararon obras, al punto de que todavía hay escuelas que tienen letrinas y no resolvieron el tema de los baños.  Cuando el retorno a las aulas se plantea con dos requisitos: tener baño y agua corriente”, criticó.

 

 

Apuntó además contra la ministra de Educación de la provincia, Adriana Cantero: “Le voy a seguir reclamando su no presencia en el territorio, porque en un año muy difícil no la vi recorrer las escuelas y sentarse en cada una de las regionales o ciudades a hablar con los maestros para ver cómo estaban. Eso es una carencia grande de una persona que asume el rol de ministra y que tiene la responsabilidad de conocer en su primer año de gestión qué escuelas tiene”.

 

 

Elecciones 2021

 

 

En otro orden de cosas, Scaglia ratificó reuniones con el sector productivo y con integrantes de “Padres por la Educación”, además de efectuar actividades políticas en Esperanza “con el grupo de trabajo del PRO porque hay un montón de agenda que nos convocan”. También marcó la intención de “seguir sumando gente que quiera apostar y poner su granito de arena a que Argentina en 2023 vuelva a ser gobernada por Juntos por el Cambio”.

 

 

Respecto de las perspectivas para futuros comicios, analizó que “para la gente no hay una tercera opción, la gente entiende que en el 2021 hay algunos que quieren un país que le pone trabas al agro, que no entiende a la educación como lugar esencial, que nos mintió con la pandemia, que nos miente con las vacunas, que hace un show de lo que tenemos, que no tiene inserción con el mundo; y hay otro montón de argentinos que decimos que la verdad tiene que ir por sobre todas las cosas, que la corrupción no es la alternativa, que Argentina tiene que estar inserta en el mundo, que al campo no hay que ponerle una pata arriba sino dejarlo producir, que la escuela y la educación son esenciales y prioritarias en ese camino, y que el Estado debe decir la verdad aun ene l momento difícil”.

 

 

“Acá vinieron a mentirle a la gente, porque le dijeron que el asado iba a ser una realidad y ahora le echan la culpa al productor de los precios y los aumentos; dijeron que no iban a aumentar el combustible y ahora aumenta todos los días; se espantaban con el precio del dólar y en un año subió tres veces más de como lo tomaron y hay restricciones de todo tipo. La Argentina es una Argentina mentirosa y ya se sabía adónde nos iban a llevar”, lamentó.

 

 

En ese contexto, reafirmó: “Voy a trabajar para que en 2023 se vuelva a retomar un rumbo que empezó con Mauricio Macri y que espero esta vez sea definitivo que los argentinos entendamos que cada vez que queramos volver para atrás nos va a costar el doble salir del pozo. Estamos en un momento muy difícil, Macri siempre habló de los problemas estructurales que tenía Argentina y son los que hoy salen a la luz”.

 

 

Tambien le puede interesar