Inicio Noticias Para el Pro Esperanza la EPE vende la energía más cara del país

Para el Pro Esperanza la EPE vende la energía más cara del país

por jose

«Este gobierno provincial nos tiene acostumbrados a repartir culpas» sostienen desde el PRO local que insiste en demandar explicaciones sobre lo realizado para hacer más eficiente la empresa.

 

Aquí el comunicado emitido por la agrupación política que integra el frente Cambiemos sobre los aumentos de la energía en Santa Fe.

LA EMPRESA PROVINCIAL DE LA ENERGÍA (EPE) VENDE A LOS SANTAFESINOS LA ENERGÍA MÁS CARA DEL PAÍS

Continúa nuestra preocupación con el servicio que brinda en nuestra provincia y especialmente en la ciudad de Esperanza, la Empresa Provincial de la Energía. Mucho tuvimos que insistir desde diciembre de 2017 para que las autoridades de la empresa nos atiendan, respondan a nuestras consultas y presenten un informe técnico que intente explicar las ineficiencias de un servicio que no está a la altura de lo que domicilios, industrias, comercios y establecimientos agropecuarios de la ciudad junto con  la zona rural demandan.

La energía en Santa Fe siempre estuvo entre las más caras del país, mientras otras distribuidoras provinciales no aumentaron sus tarifas, en la última década, la EPE fue ajustando anualmente la misma. Consideramos que estos ajustes reiterados y con porcentajes exorbitantes son imposibles de afrontar por los usuarios y están causando un gran daño a la economía regional.

Con la declaración de la Emergencia Energética en diciembre de 2015, el gobierno nacional puso en marcha un proceso de actualizaciones tarifarias de servicios, modificación gradual de los subsidios a las tarifas de los servicios eléctricos y de gas natural, para mejorar la inversión y el servicio que se ofrece a los consumidores. Se tuvo en cuenta a los sectores más vulnerables de la sociedad que pueden acceder a la denominada tarifa social, por lo tanto, la EPE tiene la obligación de brindar esta tarifa a los usuarios que demuestre que están dentro de la nómina definida.

Comparando las tarifas de las principales provincias del país, un santafesino pagó el año pasado $456 por 200 kw. mensuales, que es el promedio residencial de una vivienda sin excesos de artefactos eléctricos. Se trata de más del doble de lo que se abona en Buenos Aires, donde por el mismo consumo Edenor cobra $213,34 y Edesur $221,52. En segundo lugar en el ranking de las tarifas más onerosas se encuentra Neuquén, con $447,38 por los 200 kw., mientras que la tercera ubicación es para Córdoba con $406. Más abajo se encuentran Jujuy ($382,56), Entre Ríos ($321,68) y Catamarca ($309,86).

Las tarifas provinciales se componen del costo mayorista de la electricidad (CAMMESA) y del valor que agrega cada prestadora provincial. El primero es homogéneo para todo el país y cubre el costo de generación, mientras que el segundo depende de las distintas empresas y del marco regulador de jurisdicción provincial en que actúa cada una.

La EPE debe asumir que, por políticas ineficientes, tanto en materia de distribución energética como en la inversión en infraestructura, los santafesinos pagamos la luz más cara de la Argentina. En esto el gobierno provincial, que ya nos tiene acostumbrados a repartir culpas, debería explicar que se hizo en los últimos años para optimizar la eficiencia energética en la provincia de Santa Fe y el desarrollo de políticas tendientes a que todos tengamos un servicio de mejor calidad.

 

Tambien le puede interesar