Home Noticias Médico de Santo Domingo advierte aumento de muertes

Médico de Santo Domingo advierte aumento de muertes

by jose

Una investigación realizada por Arturo Baltazar Serrano, el único médico generalista domiciliado en Santo Domingo, revela que en las últimas dos décadas los casos de muertes por cáncer en esta localidad ubicada a 70 kilómetros al noroeste de la capital provincial «aumentaron más de un 300 por ciento. En promedio y realizando una proyección en ese tiempo —en el que la población se mantuvo entre 1.700 y 1.800 habitantes—, mientras en el año 91 murieron uno o dos pacientes por esta enfermedad, en el 2010 fueron siete», indicó el profesional.

El facultativo atribuye el fenómeno a hipótesis vinculadas «al medio ambiente, agroquímicos y formas de vida». Su trabajo persigue alertar, concientizar, comparar la situación con el resto de los pueblos rurales fumigados, y general algún tipo de acción estatal al respecto.

El informe, que el propio Serrano presentó hace un tiempo en un congreso de medicina general en Tucumán y que se publicó el año pasado en la revista Actas Médicas Santafesinas, del Colegio Médico de Santa Fe 1ª Circunscripción, persigue según su autor «documentar en números los casos de muerte por cáncer en los últimos 20 años (en realidad se estudió el período 1991-2010) y esbozar hipótesis.

También se propone establecer «algunos causantes posibles de este incremento»; «graficar la prevalencia actual de esta patología» y «publicar e intercambiar con otras localidades para documentar si este problema es de una magnitud parecida en otros sitios», lo cual es un hecho.

Serrano tiene 60 años y es el único médico que atiende y vive en Santo Domingo. El profesional pretende con la elaboración y publicación de su trabajo movilizar a las autoridades, «concientizar sobre la necesidad de que el Estado legisle o controle las fumigaciones, especialmente las concentraciones de los productos: de una sola vez aplican lo que debería usarse en diez campañas», denunció.

Sin embargo, hasta el momento la investigación «no ha despertado absolutamente nada, ni siquiera el interés de las autoridades del Ministerio de Salud», se lamentó el profesional

Santo Domingo, «históricamente era predominantemente una cuenca lechera, y actualmente se dedica al cultivo agropecuario de manera intensiva, siendo la soja la siembra más frecuente», señala el informe.

«No es el único pueblo fumigado y en este sentido sabemos que hay una guerra de ingresos, unas ansias desmedidas y obscenas de ganar dinero de los chacareros, que antes andaban en camionetas todas viejas y ahora tienen hasta maquinarias que parecen platos voladores. Lo hacen aún envenenando a sus propias familias: es común ver que suben a bordo de los mosquitos a los nenes», denunció el médico en diálogo con La Capital.

Las causas. «No soy ambientalista», aclaró Serrano, y reconoció que la aplicación de agroquímicos «no es la única causa de esta suba de la mortalidad por cáncer en los pueblos que están expuestos a altas concentraciones ambientales. También se debe al efecto de los aerosoles, los conservantes y toda una serie de factores nocivos».

Para el profesional, «la única forma de resolver esta situación es que haya una toma de conciencia, de que nuestra forma de vida no es gratuita». En consecuencia destacó que es preciso movilizar a la sociedad y que el Estado provincial y las comunas ejerzan un control efectivo de las aspersiones con agroquímicos. «No se trata de que no se cultive, sino que se legisle y cumpla con las normas», aclaró.

El informe. «Si bien el cáncer ha aumentado en todo el mundo, y la Argentina no escapa a esta epidemia, pareciera que la incidencia en la provincia y dentro de ella en nuestra localidad (Santo Domingo) es mucho mayor que la media nacional», reza la investigación de Serrano, y agrega: «Llamó la atención el aumento del número absoluto de pacientes fallecidos por neoplasias que duplican —y más— a los de las dos décadas previas», señala el texto.

«Argumentos tales como población envejecida, éxodo de la juventud, retorno de ancianos a la localidad, etcétera, no lo justifican rotundamente y son simplistas a la hora de dar explicaciones. Se tiene referencia del incremento por esta patología, en localidades vecinas en una magnitud parecida sin confirmación estadística», aclara el texto.

Para el profesional, el aumento también podría deberse a que en 20 años avanzaron los métodos de detección, contribuyendo a detectar más cantidad de casos de cáncer, cuyos determinantes «no son tanto genéticos como geográfico-ambientales y/o relacionados con ciertos hábitos de trabajo o estilos de vida», concluye el informe.

Trayectoria del doctor del pueblo

Arturo Baltazar Serrano nació en San Juan, estudió en Córdoba e hizo la residencia en Santa Fe. Tiene 60 años y hace 28 que dirige el Samco de Santo Domingo. Es especialista generalista y de familia, docente en la UNR y un defensor de la medicina rural. Fue presidente de la Federación Argentina y de la Asociación Santafesina de Medicina General. Integra la Comisión de Educación Médica en el posgrado del Colegio de Médicos, primera circunscripción.

La Capital de Rosario

You may also like

1 comment

julio calcaterra 01 de febrero de 2017 - 9:01 AM

Otro factor en santo Domingo es el agua

Reply

Leave a Comment