Home Destacadas La empresa Fimaco detrás de un pueblo que se ríe de los cortes de energía

La empresa Fimaco detrás de un pueblo que se ríe de los cortes de energía

by jose

Lo que no muchos saben de esta noticia es que detrás de este fenómeno existe un desarrollo Argentino que es orgullo para nuestra industria nacional, tanto en sus fases de ingeniería como así también en la fabricación y montaje de este tipo de proyectos, que se expanden y abren el campo de posibilidades a nivel nacional, como lo viene mostrando la revolución de las energías renovables.

 

En Esperanza se encuentra la empresa FIMACO S.A. que fue responsable de la ingeniería, fabricación y montaje del corazón de esta planta: la caldera que transforma la energía de la biomasa (cascara de maní) en energía térmica (vapor), la que luego será transformada en energía eléctrica en un turbogrupo para abastecer de electricidad a la planta, al sistema interconectado y como en éste domingo pasado: al pueblo.

Fue gracias a la confianza que Lorenzati, Ruetsch y Cia SA deposito en FIMACO S.A. allá en el año 2016 y a las tan necesarias políticas de estado que dan marco regulatorio para el desarrollo de éstos proyectos, que FIMACO S.A. se hizo cargo, no solo de fabricar la caldera acuotubular de 22 tn/h de vapor (a presiones de 45 bar y temperaturas de 440 °C), sino también en la integración total de este proyecto, logrando una planta de generación de energía de más de 4 MW brutos con los últimos avances tecnológicos en automatización y control de este tipo de instalaciones para biomasa.

 

Estas nuevas realidades en nuestra región y el mundo, son posibles hoy y vienen a revindicar la dirección tomada hace tiempo a nivel estatal y privado, de apostar por la energía renovable, una energía limpia y autosustentable, marcando la pauta de que él camino elegido es el correcto con las políticas de estado a largo plazo que generen previsibilidad y atraigan inversiones para el desarrollo sustentable de estas iniciativas (como en este caso el Plan renovar, Ticino adjudicado en su ronda número 2), nos hace participes activos de este cambio de paradigma de autogeneración, generación distribuida y una matriz de renovables con un gran impacto social altamente positivo en puestos de trabajo.

 

Es así como la planta manicera Lorenzati, Ruetsch y Cia SA de la localidad de Ticino, puede generar electrones a partir de maní, en un lugar donde antes la energía escaseaba, tenia intermitencias en el servicio (y así en su capacidad para producir), limitado en potencial instalado de energía que no permitía futuras ampliaciones de la planta y con un costo de energía eléctrica cada vez mas elevado, a transformarse ahora hacia un nuevo escenario de posibilidades gracias a invertir y apostar por esta solución tecnológica, pasando a ser autosustentables y altamente eficientes (bajos costos operativos) agregando además valor para la comunidad y el medio ambiente.

 

 

Por Emilio López King

Director de www.energiasrenovables.com.ar

You may also like