Home Destacadas Imputaron por «homicidio culposo» a los dueños de los perros que habrían matado a Diego Román

Imputaron por «homicidio culposo» a los dueños de los perros que habrían matado a Diego Román

by juanmanuel

Un hombre de 53 años y una mujer de 44 fueron imputados esta tarde como autores del delito de homicidio culposo en el marco de la investigación por la muerte de Diego Román ocurrida entre el 3 y el 4 julio del año pasado en jurisdicción de la ciudad de Recreo.

Iván Reyes de 53 años y Norma Vega de 44 fueron imputados esta tarde como autores del delito de homicidio culposo en el marco de la investigación por la muerte de Diego Román ocurrida entre el 3 y el 4 julio del año pasado en jurisdicción de la ciudad de Recreo.

Las dos personas imputadas transitan el proceso en libertad, motivo por el cual, la atribución delictiva fue realizada por los fiscales Andrés Marchi y Ana Laura Gioria en una audiencia llevada a cabo en la sede de la Unidad Fiscal Especial de Homicidios.

Imprudencia, negligencia e inobservancia

“El hombre y la mujer imputados tenían a su cuidado y/o vigilancia una jauría de 10 perros de distintas razas”, informaron los fiscales del MPA y agregaron que “a ambas personas se les atribuyó haber ocasionado la muerte de Diego Román por imprudencia, negligencia e inobservancia de los reglamentos u ordenanzas a su cargo”.

Marchi y Gioria sostuvieron que “a sabiendas de la potencialidad agresiva y lesiva de los animales, los imputados omitieron adoptar las medidas de cerramiento necesarias en el predio en el que estaban, lo que hubiera permitido mantener a los animales en un ámbito de vigilancia”. También señalaron que “como el lugar era abierto, los imputados omitieron adoptar las medidas de seguridad mediante bozales, cadenas, correas y/u otros elementos”.

Los fiscales detallaron también que “a pesar de que uno de los perros es raza rottwailer –la cual es considerada peligrosa– no implementaron medidas tendientes a evitar que los animales salieran del predio y cometieran daños a terceros”.

Ataques

De acuerdo a la atribución delictiva, “el ataque de los perros se produjo en inmediaciones del límite entre el predio rural del que es propietario y/o tenedor el imputado IMR y el inmueble vecino”. En tal sentido, los funcionarios del MPA añadieron que “tal como confirmaron las autopsias realizadas por especialistas de la Corte Suprema de Justicia de la Nación y por los médicos forenses locales, los canes le produjeron múltiples lesiones contusas, punzantes, desgarradas y excoriativas que le causaron la muerte al menor de edad por hemorragia externa”.

Los fiscales también hicieron hincapié que “en el marco de la investigación por la muerte de Román, logramos constatar al menos otros cuatro ataques cometidos por los perros. Tres de ellos fueron contra seres humanos y el restante a otros animales”. Y añadieron que “estos hechos previos son los que confirman que los imputados sabían de la peligrosidad de los canes y no tomaron los recaudos legales necesarios”.

Diez perros

“La jauría que debía ser vigilada por los imputados está compuesta por 10 perros. Uno de ellos es de raza Rottwailer, tres Bóxer, uno cruza Pastor, otro cruza Cocker y cuatro raza mestiza”.

Protesta animalista

Un grupo de personas que defiende el derecho de los animales protestó este lunes frente a la Fiscalía para que liberen a los perros que habrían matado a Diego Román en julio de 2019.

La manifestación fue durante la audiencia imputativa que se desarrollaba contra el matrimonio integrado por Iván Reyes y Norma Vega, propietarios de los animales que habrían atacado al pequeño en su campo de la zona norte de Recreo.

Para los fiscales a cargo de la causa la muerte del nene fue a partir de la agresión de una jauría que ya habría herido a otras personas y que pertenecería a los Reyes.

Sobre los perros, una de las manifestantes dijo que «están detenidos hace 10 meses primero en un calabozo, después en un vivero municipal en muy malas condiciones. Y aproximadamente hace tres semanas los llevaron a distintas comisarías sin aviso de las familias que les llevaban el alimento y los cuidaban».

El caso

Vale recordar que el 20 de agosto pasado dos médicos forenses del Servicio de Tanatología de la Morgue Judicial del Centro de Asistencia Judicial Federal y el informe final de la Oficina Médico Forense del Poder Judicial de la provincia de Santa Fe coincidieron en que «el menor sufrió ataques de animales».

Conocida la nueva información, el abogado de la mamá del pequeño, Dionisio Ayala, criticó el informe y siguió sosteniendo que se trató de un homicidio. «Además creemos que la muerte no fue en el campo donde fue hallado el cuerpo. Hay muchas cuestiones que nos llaman la atención, principalmente el cambio de opinión del Dr. Pimpinella», insistió Ayala en declaraciones a medios capitalinos.

You may also like