Este sábado se realizó la tercera audiencia del Caso Baraldo

Se proyectaron dos Cámaras Gesell y se escucharon los testimonios de los profesionales.

Entre el viernes por la tarde y el sábado por la mañana se realizaron dos nuevas audiencias del caso donde se investigan los denunciados abusos a un menor en una relación intrafamiliar.

(Fuente Aire de Santa Fe) –  La tercera jornada de debate por el juicio a tres personas acusadas de abuso sexual infantil tuvo esta mañana la declaración de la perito que analizó las cámaras Gesell y realizó el dictamen que determinó la llegada a juicio de esta causa.

Como perito de parte de la fiscalía, la licenciada en psicología declaró que las entrevistas al niño estuvieron bien realizadas por parte de las profesionales intervinientes, y explicó qué elementos del relato del menor le permitieron determinar la credibilidad del relato: “se obtuvo un relato libre, breve pero significativo. Los niños no dan extensas explicaciones del abuso; sus relatos van a ser escuetos porque han estado mucho tiempo llevando el secreto”, explicó la perito.

“El relato fue coherente, consistente, sostenido en el tiempo. Pudo describir el hecho, las interacciones entre las personas, reproducir diálogos. Admite no recordad algunas circunstancias. Quienes mienten responderán a todo sin admitir falta de memoria” destacó la profesional.

Al ser consultada por la posibilidad que un niño pueda repetir el relato que le enseña un adulto, la perito destacó que “es posible que se le enseñe un relato, pero lo que no se le puede enseñar es a manifestar las emociones concomitantes a cada momento del relato. Eso no se puede enseñar. En el caso de xxxxxx las emociones fueron congruentes con el relato”.

Tras un breve cuarto intermedio, fue el turno del contrainterrogatorio de la defensa. Tanto los abogados defensores como el asesor técnico insistieron con la posibilidad de que un niño esa influenciado por un adulto para repetir un relato que no ocurrió. La perito insistió que esa es una posibilidad, pero que no fue lo que ocurrió en este caso.

Al consultar la defensa si las profesionales hicieron alguna pregunta para descartar la posibilidad que el menor esté faltando a la verdad, la testigo explicó que el rol de las entrevistadoras en Cámara Gesell es de ser facilitadoras del relato, e ir preguntando según cómo se va desarrollando el relato del niño. “En el caso que nos ocupa las entrevistas no estuvieron mal realizadas. No he visto errores en mis colegas. Hay indicadores suficientes de credibilidad en el relato del niño” insistió la profesional.

El abogado defensor dio por concluido el contrainterrogatorio le preguntó sobre el “sesgo confirmatorio” y la perito brindó primero una interpretación y luego dijo no poder brindar una definición precisa.

 

Fuente Aire de Santa Fe

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.