Concejala de Fray Luis Beltrán presa junto a una banda narco

Es la kirchnerista Alejandra Jurado, una de las diez personas detenidas en un operativo en el que se incautaron 53 kilos de marihuana y uno de cocaína. También apresaron a un miembro de la Fuerza Aérea Argentina.

(La Capital de Rosario) – Una concejala de la ciudad de Fray Luis Beltrán y su hijo son dos de los diez detenidos entre la noche del viernes y la mañana de ayer en un operativo realizado por la División Antidrogas de la Policía Federal Argentina delegación Rosario en el marco de una investigación de la Fiscalía Federal Nº 2 a cargo del fiscal Claudio Kishimoto. Además de los mencionados, entre los apresados hay un miembro de la Fuerza Aérea Argentina y como frutilla del operativo, el secuestro de 53 kilos de marihuana y un kilo de cocaína en un auto interceptado en la salida de la ciudad de Arroyo Seco.

Según fuentes policiales, el procedimiento se inició a las 22.50 del viernes cuando los federales interceptaron dos vehículos que circulaban en sentido este-oeste por la salida de Arroyo Seco hacia la autopista Rosario-Buenos Aires. En un Peugeot 308 gris patente LXD 647 que iba como puntero para detectar posibles controles policiales ruteros, iban Amilcar Gonzalo V. al volante acompañado por Alberto Fabián Q.; en tanto en un Chevrolet Agile gris dominio KTE 489 transitaban David Osvaldo A. en la conducción y Víctor Adelqui L., como su acompañante. Este hombre, según trascendió, es un miembro de la Fuerza Aérea Argentina que desempeñó tareas en el Liceo Militar de Funes.

Los federales llegaron a interceptar esos autos a partir de tareas investigativas que incluyeron “escuchas telefónicas y seguimientos” a ambos rodados que circulaban a alta velocidad. En ese marco requisaron los vehículos comprobando que en el baúl y el habitáculo del Chevrolet Agile había 73 panes de marihuana que pesaron 53 kilos y un ladrillo de cocaína de un kilo, por lo que los cuatro hombres quedaron detenidos y a disposición del juez federal rosarino Marcelo Bailaque.

Poco después, y cuando aún el procedimiento no había concluído, paró cerca del lugar donde actuaban los federales una camioneta Chevrolet Journey blanca patente MZH 280 conducida por Claudio Javier B., quien era investigado y buscado desde 2017 por sus vínculos con otra banda desbaratada en noviembre de ese año. B., pocos minutos antes de su arresto y de acuerdo a las escuchas recabadas, había hablado con el conductor del Peugeot 308 interceptado en la zona.

Lazos políticos

A partir de la información recolectada en la causa y la detención de esos cinco hombres, el juez Bailaque dispuso órdenes para allanar varias propiedades en Rosario, Arroyo Seco y Fray Luis Beltrán, donde residen los demás integrantes del grupo que tendría entre sus integrantes personajes ligados a la política del Cordón Industrial y a la policía santafesina.

En los procedimientos realizados se incautaron otros dos vehículos, armas, municiones, marihuana y cocaína fraccionada para su comercialización, documentación, balanzas de precisión, celulares y dispositivos electrónicos.

El principal operativo se realizó en una casa de Presidente Perón y Sarmiento, en Fray Luis Beltrán, donde reside la concejala justicialista Alejandra Jurado, de 58 años, y su pareja, quien fuera coordinador general de la Municipalidad de esa ciudad, Marcelo Herrera. Allí no sólo fue apresada la funcionaria sino también su hijo, Nicolás Herrera, ambos sospechados de tener cierto grado de participación en la banda narco.

Esa casa había sido atacada a balazos el 12 de febrero pasado. Entonces ocho tiros disparados por un par de personas desde una moto marcaron las paredes y aberturas de la vivienda. En ese momento sólo estaba la mujer en la vivienda y no resultó herida. En tanto su compañero fue apartado del cargo que ocupaba.

Una semana antes de ese episodio, Nicolás Herrera había sido baleado en el abdomen y un brazo cuando circulaba por Santa Fe al 3600 de Rosario, cerca de un hotel y en circunstancias que nunca quedaron claras pero que se cree tiene que ver con su rol dentro de la banda.

En tanto, trascendió que Claudio Javier B., sobre quien pesaba un pedido de captura desde 2017, sería el líder de un grupo de venta de drogas en la zona de Felipe Moré y Uruguay, en la zona sudoeste de Rosario, donde se realizaron algunos de los allanamientos ayer.

Este hombre estaría ligado a una banda desbaratada el 30 de noviembre de 2017 cuando se interceptó una Toyota Hilux cargada con 100 kilos de marihuana que llegaban a una casa de Cullen y Amenábar procedentes de la villa 1-11-14 del Bajo Flores porteño.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.