Manzur contra los cordobeses por el azúcar: “de esta actividad viven miles de familias tucumanas”

Juan Manzur y Osvaldo Jaldo se comprometieron a encabezar una lucha “hasta las últimas instancias” para fulminar la norma.

El Gobierno adelantó que recurrirá a la vía judicial para tratar de frenar la norma porque “no responde a ningún criterio sanitario”. Según el gobernador, la intención es que la medida que prohíbe exhibir el endulzante en locales gastronómicos de la ciudad de Córdoba sea declarada inconstitucional.

A casi un mes de la finalización de la zafra, los factores azucareros se encuentran con un impensado frente de tormenta: las restricciones para el consumo del endulzante. Si bien hasta ahora se conoce solo que la ciudad de Córdoba impondrá, por ordenanza, las limitaciones para el uso de azúcar en establecimientos gastronómicos de su jurisdicción, en la Casa de Gobierno temen que la medida se replique en otros municipios de la Argentina. Por esa razón, el gobernador Juan Manzur, junto al vice Osvaldo Jaldo, adoptó ayer dos disposiciones.

Por un lado, dio la instrucción, por decreto, para que el fiscal de Estado, Daniel Leiva, accione judicialmente contra la ordenanza cordobesa, alegando su inconstitucionalidad.

Por el otro, convocó a industriales, cañeros y representantes sindicales de los obreros del surco a una cumbre prevista para mañana, desde las 11, en la Casa de Gobierno. “Esta ordenanza nos preocupa porque no responde a ningún criterio sanitario. Yo he defendido el azúcar en Ginebra y en distintos lugares porque cada tanto hay una avanzada de estas características en contra de nuestra principal producción. Por eso decidimos ponernos al frente de la defensa del azúcar”, señaló ayer Manzur, en diálogo exclusivo con LA GACETA.

Desde su despacho en Casa de Gobierno y en compañía de Jaldo, el mandatario deslizó una clara intencionalidad política en esta maniobra. “De esta actividad viven miles de familias tucumanas. Hoy tenemos los 15 ingenios produciendo, la cosecha viene bien, estamos diversificando con la producción de etanol y la cogeneración de energía y de golpe viene una resolución sin sentido que atenta contra todo esto. Yo atribuyo esta ordenanza al desconocimiento puro de los cordobeses. No quiero pensar mal, pero el municipio de Córdoba pertenece a Cambiemos”, agregó Manzur.

Por eso, puntualizó, firmó ayer un decreto instruyendo a las áreas legales de la Provincia a iniciar las acciones necesarias para la protección y defensa de los intereses de Tucumán. “La idea es que esta ordenanza sea declara inconstitucional, porque carece de sustento sólido y porque genera un daño concreto contra la provincia”, agregó.

La preocupación más grande radica, según el gobernador, en la posibilidad de que otros municipios adopten la misma ordenanza. “Esto debe ser detenido ahora porque de lo contrario se difundirá. Además, se trata de uno de los municipios más importantes del país. Por eso nos pondremos al frente de la defensa del azúcar hasta las últimas instancias. No es normal lo que está pasando”, manifestó.

El lado político

Por su parte, Jaldo fue enfático al plantear una intencionalidad política detrás de la ordenanza cordobesa. “Desde Cambiemos hay un doble discurso. El Presidente dice que quiere ayudar a Tucumán pero, paralelamente, avala el planteo de María Eugenia Vidal por los $ 3.500 millones (esa cifra perdería Tucumán si se actualiza el Fondo del Conurbano bonaerense). ¿Quien nos dice que este tema del azúcar no es también un doble mensaje? Porque el municipio de Córdoba, uno de los más importantes del país, es manejado por la UCR, que es parte importante de Cambiemos. También nosotros tenemos que hacer este análisis político”, manifestó. Y agregó: “si a Tucumán no lo defendemos nosotros ¿quién lo hará? ¿Cambiemos de Tucumán? Si ellos también son parte de esto”.

El problema es, según Jaldo, que existe una clara intencionalidad de perjudicar a Tucumán. “Este doble discurso nos preocupa mucho. Para nosotros esto no es un hecho aislado. Si este municipio de Córdoba instrumenta la ordenanza y la aplica, corremos el riesgo de que se sumen otros municipios y también, por qué no, otras provincias del país. Por eso es que esto debe ser frenado, institucional y políticamente. Y debe ser frenado ahora. De este tema se tiene que hacer cargo Cambienos, porque es un problema exclusivamente de ellos. Y si no habría que preguntarle a José Cano, qué opina de esto. Yo creo que en la vida hay que fijar posiciones. Nosotros estamos de lado de Tucumán. No hay duda de eso”, declaró el vicegobernador.

Tanto Manzur como Jaldo dejaron en claro que se va a avanzar en todas las instancias que consideren necesarias para la defensa de la economía de la provincia.

“La Legislatura provincial también va a sesionar para sacar una norma que repudie esta ordenanza. Hay mucha gente que vive de esta actividad y por eso hay que defenderla contra viento y marea. Uno sabe dónde empieza todo esto, pero no dónde termina”, alegó Jaldo. Y destacó que primero se empieza por prohibir su exhibición en los bares y después se agrega la leyenda “es perjudicial para la salud”. “Luego seguirá su ubicación en las góndolas y después vaya a saber qué otra cosa más”, finalizó Jaldo.

Manzur agregó: “nos vamos a poner al frente de esta lucha”.

Con un duro comunicado, el Centro Azucarero rechazó la medida

El Centro Azucarero Argentino (CAA) se manifestó ayer en contra de una Ordenanza Municipal aprobada por el Concejo Deliberante de la Ciudad de Córdoba que prohíbe a los establecimientos gastronómicos tener azúcar a la vista de los consumidores en bares y restaurantes.

La entidad empresaria afirmó, en un comunicado de prensa, que la medida fue “adoptada de manera vertiginosa y sin agotar las necesarias consultas a fuentes responsables, se asimila más a la búsqueda de un oportunista rédito político que a soluciones o paliativos para la problemática de las enfermedades no transmisibles como la obesidad, el sobrepeso y la diabetes”.

El CAA entiende también que el Concejo Deliberante de la Ciudad de Córdoba ha excedido sus facultades al establecer que los productos se deberán identificar de forma clara con la leyenda “Libre de azúcar” o “0 azúcar” en su etiquetado, lo que es de competencia de la Nación.

Asimismo, consideró que, en ese caso, por una cuestión de transparencia, corresponde informar al consumidor qué sustituto se ha empleado para endulzar el producto libre de azúcar.

En otro tramo del comunicado señaló: “los fundamentos de la norma, que declara a Córdoba ‘Ciudad Responsable’ en el consumo de azúcar, parten de un desconocimiento supino del problema; de afirmaciones falsas, como que el azúcar provoca daños a la salud, y de sugerencias equívocas, como que su carencia es síntoma de vida sana, cuando en rigor es un nutriente que en sí mismo no ocasiona daños a la salud”.

El Concejo Deliberante de la ciudad de Córdoba aprobó, por unanimidad, una ordenanza que prohíbe la presencia de azucareros en locales gastronómicos de la capital provincial, por lo que los clientes que quieran consumirla deberán solicitarla, al tiempo que exige el expendio de bebidas sin azúcar en todos los espectáculos que se realicen en el ámbito de la ciudad. Los concejales de la ciudad de Córdoba aprobaron la iniciativa presentada por el bloque oficialista Juntos por Córdoba.

Fuente: La Gaceta de Tucumán.

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.